La pluma de Maât

Reflexiones

E-motivos

Escrito por liton 02-12-2007 en General. Comentarios (2)

 

http://liton.blogdiario.com/img/Rabia.jpg

 

La tristeza nunca es bella…La tristeza solo puede aspirar a ser romántica y son las artes y las letras las únicas capaces de otorgar tal distinción… Pero para eso se necesitan museos, teatros…. saber leer. Tampoco la tristeza simple y llana está al alcance de todos; la mitad del mundo tiene que apañarse con el dolor, la impotencia y la rabia.

Dilemas

Escrito por liton 02-12-2007 en General. Comentarios (0)

 

http://liton.blogdiario.com/img/Perpi.jpg

 

La libertad absoluta existe solo en absoluta soledad, porque la vida no nos pertenece. Es nuestra y de todos los que nos quieren y nos frecuentan, quizás de algunos más. Cualquiera de nuestros actos o comportamientos alterará ese ecosistema emocional, en un efecto mariposa a escala doméstica. Sería una cárcel si no fuera porque a ellos les pasa lo mismo. Si rechazamos la soledad solo podemos pretender una libertad incompleta, dependiente y simbiótica, donde a través de la necesidad mutua seremos más y mejor, pero nunca libres.

Tic, Tac...

Escrito por liton 17-11-2007 en General. Comentarios (2)

 

    El tiempo es elástico y en nosotros, voluntaria o involuntariamente, está la capacidad de estirarlo o encogerlo. El depredador del hombre es la monotonía. Cuando los días se suceden iguales los unos a los otros y miramos hacia atrás, el tiempo se contrae y diez años se convierten en un solo día, el mismo día. El tiempo se superpone al tiempo como una plantilla transparente, encajando acontecimientos similares y provocando una distorsión que desdibuja el pasado. Como una imagen movida, desenfocada… Si consiguiéramos encontrar en cada jornada algo especial que revalidara nuestra existencia, si pudiéramos percibir lo distinto o recrearlo a voluntad, al mirar hacia atrás veríamos los días alineados uno tras otro y todos diferentes. Entonces la percepción del tiempo será otra. Los recuerdos tendrán su propio espacio y diez años será mucho tiempo.

Re-visiones

Escrito por liton 04-10-2007 en General. Comentarios (2)

 

    Dos de los conceptos sobre los que más se ha escrito, cantado, pintado o hablado, son la libertad y la soledad. Dos conceptos fatalmente ligados, ambiguos por definición y casi siempre relativos a las circunstancias, que lo mismo adoptan forma de pensamiento, sensación, realidad, espejismo, sentimiento o emoción.

    La libertad puede estar asociada a las ideas, ideologías o utopías, y bajo un mismo convenio los hombres matan o mueren, hasta comprender que solo se sintieron libres mientras luchaban y que una vez enterrados los muertos, todo vuelve a empezar. Para un pobre puede ser tener dinero, para un rico tener tiempo. Un tetraplégico se vé corretear por los campos o simplemente al mando de una silla motorizada, en una ciudad llena de vados y anchas aceras. El presidiario se imagina fuera de la cárcel y la mal casada soltera. Cuando prohiben la expresión, la libertad es decir lo que se piensa y cuando no la prohiben, la libertad es que te escuchen.

    A la soledad también la manejan los vientos y se puede manifestar a solas o rodeada de gente. Soledad es cuando a nadie importa lo que expresas o cuando importa pero no lo comprenden. Se puede estar solo si no te aman o si te aman con torpeza. La soledad puede ir y venir dependiendo de los estados de ánimo, y lo mucho o poco que nos cueste afrontar la vida. Y es causante de muerte, pues la soledad no tiene ataduras con el mundo y libera de responsabilidad sobre el dolor y orfandad ajenos, seamos víctimas o seamos verdugos.

    Maquiavélica condena digna de una maldición gitana: "Mal dolor te entre, que cuanto más corras más te duela y como te pares revientes". Es una espiral de paradojas, antagonismos y dependencias, pues solo se puede ser totalmente libre en soledad, pero ésta mata o impide vivir, convirtiendo a cualquiera en esclavo de la libertad.

Vergüenza

Escrito por liton 20-09-2007 en General. Comentarios (0)

 

    Al año mueren en España alrededor de mil cuatrocientas personas, víctimas de accidentes laborales. En sus contratos no figuraba, siquiera en letra pequeña, la posibilidad de morir.

Para ellos no habrá condecoraciones, medidas trascendentes, fastuosos entierros o pésames de alcurnia.