La pluma de Maât

Reflexiones

RE-INDIGNAOS

Escrito por liton 21-06-2011 en General. Comentarios (1)

    Estoy muy enfadado, estoy indignado y rompo el silencio de mi blog después de varios años, por no romper cualquier otra cosa y luego me llamen antisistema, palabra que hoy, al parecer, tiene muchas afecciones y todas ellas malísimas. Y yo pregunto, ¿hay alguien, aparte de los banqueros, que esté a favor de este sistema que se adorna con terminologías como democracia, progreso, derechos, bienestar y otras igualmente estupendas, cual hatillo de convenciones que van más allá del eufemismo, pues si éste disimula, aquellas mienten?.. En el teatro se dice que tal cosa es una ventana, y los actores y el público se ponen de acuerdo en figurarse una ventana, aunque solo sea un trozo de tela con cuatro palos. Si las convenciones son inofensivas en el teatro y forman parte de su encanto, en la vida real son perniciosas y contaminan la existencia como el más virulento de los gases. Al final, se acaba llamando estado a un ejército de ocupación, se habla de salvar al mundo si se interviene militarmente por dominio o estrategia, o se dice democracia, progreso, derechos, bienestar, cuando se trata solo de números rojos o negros en un balance económico, donde el individuo no aparece y apenas se contempla. El individuo no es el motor de la riqueza sino la riqueza motorizada, y lo llaman ciudadano porque suena mejor que rehén. Según parece, no se debe ser antisistema porque sistema solo hay uno, y ningún otro es posible sin que aparezca el caos, la violencia, el fascismo. Esto representa una convención más, y lo mismo podrían habernos dicho que aparecerá un demonio verde con dos rabos, o que los cielos se abrirán para fulminarnos. Antisistema no es forzosamente sinónimo de caótico, violento o fascista, por mucho que insistan, y si en el teatro todos se ponen de acuerdo, en la vida real el público no aplaude, porque en la vida real las ventanas son ventanas y no trapos. Los políticos legitiman sus convenciones con las urnas arguyendo que el pueblo es soberano, pero el pueblo, que no es un ente abstracto y lo forman individuos, deja de ser soberano cuando se le engaña, y entonces, los individuos, pueden equivocarse uno por uno como cualquier hijo de vecino. No lo digo yo, lo dice la antropología, la historia... Pero vale, de acuerdo, no soy antisistema, soy pro-sistema; ahora,  dadme  la democracia... Ahí entra en acción el  Movimiento   15-M. "Que majos, que simpáticos, mira como duermen a la intemperie. No hagamos nada porque tienen razón, esperemos a que metan la pata"... Los progres de pacotilla, cinco estrellas-cuatro tenedores, la mitad políticos, la mitad periodistas, y a veces al revés, esos que salen tanto en la tele, les ponen encima una lupa, y esperan hasta poder contar si barren o no el suelo, si es coherente su discurso o si han roto una farola. Ellos también olvidan adrede al individuo, y como los conservadores más insignes, se echan las manos a la cabeza y lanzan anatemas desde sus adentros, escudándose en la forma para minimizar el contenido. El contenido es que los individuos están indignados, y no reivindican sino se defienden, porque los políticos no les protegen y son vasallos de los mercados, que no les votan pero hacen algo mejor: ayudan a que les voten. España no es Egipto, ni Libia, claro que no, y eso hace el cambio menos sangriento, pero más difícil, pues aquí el enemigo no tiene un nombre ni un rostro concreto, y se diluye precisamente en la sofisticación del sistema. España no es Egipto ni Libia. ¿Quieres expresarte?, exprésate, ¿quieres gritar?, grita, pero hazlo a tal hora, por esta avenida, y luego vuelve a casa calladito. Hay canales para quejarse, por supuesto, tantos como los de la huerta valenciana que impiden que el río llegue al mar, y si llega, es con poca agua y además contaminada. Los Indignados empiezan a ser malos para quienes los consideran un ente y no una suma de individuos, para los mismos que evalúan las protestas por metros cuadrados de calle invadida, obviando que las protestas son siempre la cabeza del iceberg, y que por cada cien gritones hay varios miles en silencio. Los Indignados empiezan a ser malos, cuando algunos de ellos se enfadan, porque una decena de imputados en casos de corrupción acapara el poder en el Parlamento de Valencia; cuando no quieren que los bancos les quiten la casa y tengan que seguir pagando el crédito hipotecario; cuando se niegan a sufragar con dinero público a quienes fueron causantes de sus problemas; cuando insultan a los parlamentarios catalanes por recortar las prestaciones sociales. A algunos no les gusta que la policía les pegue, y hasta son capaces de devolver los golpes. Sí amigos, como en la vida misma, entre los Indignados hay de todo, y ciertos de ellos son muy susceptibles y de mal carácter. En estas luchas, de costumbre se cuelan exaltados con afición por el jaleo, y hasta profesionales especialistas en reventar manifestaciones. Sin embargo, si miramos los daños hechos a la sociedad por estos vándalos advenedizos y aislados, (que no representan las formas del 15-M en su generalidad), y los comparamos con los perjuicios causados por los banqueros sin escrúpulos, (pleonasmo obliga), veremos a los famosos antisistema convertirse en hermanitas de la caridad. Una cosa mala nunca justifica otra, desde luego, y yo no quiero que se rompan las farolas porque las pago, ni quiero que se vilipendie a todos los políticos pues algunos también son individuos; pero si cuatro farolas rotas y un par de insultos les viene muy bien a esos políticos para reprimir el 15-M, no son motivos para esquivar el mensaje. Tampoco entiendo por qué se extrañan; visto como está el patio, no les han salido tan malos los respondones.

 J.C. Liton

    Para saber más haz "clic" en el siguiente enlace, resumen brillante cedido al mundo por Aleix Saló.

 

http://www.facebook.com/l/2d8d2LZPE8a_eAxRcOP-7UYXaBg/www.youtube.com/watch?v=N7P2ExRF3GQ&feature=player_embedded

 

 

 

Vicente Ferrer

Escrito por liton 24-06-2009 en General. Comentarios (1)

Laicidad; la manera más sana de ser bondadoso.

 

http://www.elplural.com/politica/detail.php?id=35329

 

La procesión va por fuera

Escrito por liton 14-04-2009 en General. Comentarios (1)

 

    A mi entender, la Semana Santa es el mayor exponente de una religión enfrentada a sus paradojas. Rituales de corte pagano, ofrendas, votos, gritos irreverentes, o variadas torturas sobre la carne propia, con el afán poco o nada piadoso de  propaganda mística y autopromoción. Cristos de distinto signo cofrade, santos variados, Marías eclipsando a Dios y como  convidado de piedra el Espíritu Santo, pariente pobre de una Triada. Símbolos y figuras veneradas cual becerros de oro entre andas y palios, abnegando la propia esencia del monoteísmo. Un monoteísmo por otra parte, que ni siquiera el legendario Abraham, (monólatra* reputado), profesó. ¿Y cómo culpar al noble personaje, si de igual modo la Biblia hebráica en su Génesis, responsabiliza a Elohim de la creación?.  Elohím, plural de El o Eloha, o lo que es lo mismo: “los poderosos”, “los dioses”.

    Vosotros me diréis que la Semana Santa es folklore y que solo se ha "tuneado"  el asunto inventando una dramaturgia de procesiones y catarsis, para convertir la Fé en algo patrimonial.… Pues lo siento pero al margen de las saetas que pueda cantarle Isabel Pantoja a la Macarena, lo de pasear ídolos engalanados al son de fanfarrias y tambores, es una copia de los desfiles religiosos del antiguo Egipto..

    Felices Pascuas.

 

* Monólatra o henoteísta es quien cree en la existencia de distintos dioses, pero solo rinde culto al que considera superior.

 

¿Lo sábe?

Escrito por liton 08-03-2009 en General. Comentarios (0)

 

http://liton.blogdiario.com/img/Anciana.jpg

 

¡Indignante!

Escrito por liton 27-02-2009 en General. Comentarios (0)

 

    En su artículo 8, la ley española establece que no se autorizarán exportaciones de armas, cuando existan indicios racionales de que éstas pueden emplearse en acciones que perturben la paz, la seguridad y los derechos humanos.  Pues bien, según denuncian Amnistía Internacional, Intermón, Greenpeace y  Fundació per la Pau, durante el primer semestre de 2008, el Gobierno autorizó la venta  de material de defensa a destinos tan preocupantes como Israel, Colombia, China, Marruecos y Pakistán. La ley obliga igualmente a la transparencia y permite que conozcamos al usuario final de las armas, pero he aquí que el Gobierno no ha dado explicaciones y aún seguimos en la espera de que el Congreso se las reclame